.

.

.

Una escritora de presente y futuro

.

La sopelarra Haizea López, de 19 años, acaba de publicar su primera novela, ‘Prisionera de mi mente’

 

Noches en vela ojiplática, en tensión, con ansia incontrolable de saber cómo termina aquella historia que solo Stephen King sabe contar de esa manera. «Mi madre me dice que se ha pasado noches y noches enteras leyéndome libros cuando era pequeña porque no la dejaba irse a la cama hasta que terminase». Es la semilla que se inyecta a una futura escritora. Son los primeros contactos de Haizea López con el mundo de la imaginación, de las letras, de los viajes con la mente… Esta sopelarra retrocede en el tiempo, hasta donde alcanzan sus recuerdos, y ya entonces se ve escribiendo: «Desde siempre lo hago». Ahora, con 19 años, acaba de publicar su primera novela, Prisionera de mi mente.

Es una escritora precoz. «La gente se queda sorprendida con mi edad y los editores también. Pero como escribir es algo que llevo haciendo desde pequeña, para mí no es tan extraño, aunque es verdad que soy muy joven», asume con naturalidad. Sin embargo, su bisoñez ha supuesto muchas veces un contratiempo a la hora de conseguir que su trabajo fuera publicado. «Antes mandaba un manuscrito, veían mi edad y pasaban un poco de mí porque muchos editores no aceptaban obras de menores de 25 o de 23 años», evoca. Pero Haizea no tiró la toalla porque confiaba en que alguna puerta se iba a abrir para que su obra viera la luz. «Acabé las prácticas en el laboratorio y como no trabajaba, tenía más tiempo para mí: para escribir, para tomármelo más en serio a diario, y me presenté a un par de concursos. Uno de ellos era internacional y estaba organizado por un grupo de escritores, Escritores en Acción, quedé finalista y me publicaron un relato corto. Con eso me animé a mandar cosas a las editoriales. Seleer me contestó de las primeras admitiendo mi trabajo y me quedé con ellos. Luego me llegaron algunas respuestas positivas más», describe.

Y por eso, Prisionera de mi mente está hoy en las tiendas para poder ser adquirido por 15 euros. «Es un crossover de ficción, es un libro para todas las edades y el tema que se repite constantemente a lo largo de la historia es el destino. Es un asunto sobre el que a mí siempre me han surgido dudas, siempre me he preguntado qué es… La historia está narrada desde el punto de vista de cuatro personajes principales, y dependiendo del capítulo, narra uno u otro en primera persona», cuenta Haizea. La autora se atreve así a incurrir en un universo tan complejo en su primera publicación. «No me costó nada escribirlo. Cuando me meto en una historia no me la puedo quitar de la cabeza, me paso el día obsesionada con ella y cuando pillo un ordenador o un papel lo plasmo todo rápido. A veces estoy en la playa o tomando un café con una amiga y me viene algo y digo: Espera, que lo tengo que apuntar. E igual es solo una idea. Luego cuando escribo a limpio uso el ordenador porque a mano no soy capaz de escribir tan rápido como proceso. Va más rápido la cabeza que la mano. Pero tecleando tengo más velocidad», asegura Haizea.

otros tres libros escritos Pese a sus 19 primaveras, Haizea ha escrito otros tres libros. Y además, tiene ya un contrato de edición para publicar a finales de 2013 o principios de 2014. «No me voy a engañar, yo no escribo para mí, escribo para la gente, para contar historias, para entretener, para que el mundo me lea. Estaba supernerviosa por si las críticas de los lectores eran muy duras. La novela salió la pasada semana y ya me están llegando las primeras críticas. Son todas muy buenas, a la gente le está gustando, me dicen que es un libro que engancha. Me hace más ilusión que me lo reconozcan lectores que una editorial», admite esta sopelarra, que cita a entre sus autores favoritos a Dickens, Carlos Ruiz Zafón, «que me parece el Dickens de nuestra época», Stephen King o Susan Collins.

Haizea empieza su camino, que compagina con unos estudios que distan mucho del mundo de las letras. «Ahora estoy estudiando Diagnóstico Clínico por mi cuenta. Pero después sí me gustaría estudiar algo que tenga que ver con la literatura», señala.

.

.

Link

.

.

.